Make your own free website on Tripod.com
Septiembre 2000 a Agosto del 2003
212 | 211 | 210 | 209 | 208 | 207 | 206 | 205 | 204 | 203 | 202 | 201 | 200 | 199 | 198 | 197 | 196 | 195 | 194 | 193 | 192 | 191 | 190 | 189 | 188 | 187 | 186 | 185 | 184 | 183 | 182 | 181 | 180 | 179 | 178 | 177 | 176 | 175 | 174 | 173 | 172 | 171 | 170 | 169 | 168 | 167 | 166 | 165 | 164 | 163 | 162 | 161 | 160 | 159 | 158 | 157 | 156 | 155 | 154 | 153 | 152 | 151 | 150 | 149 | 148 | 147 | 146 | 145 | 144 | 143 | 142 | 141 | 140 | 139 | 138 | 137 | 136 | 135 | 134 | 133 | 132 | 131 | 130 | 129 | 128 | 127 | 126 | 125 | 124 | 123 | 122 | 121 | 120 | 119 | 118 | 117 | 116 | 115 | 114 | 113 | 112 | 111 | 110 | 109 | 108 | 107 | 106 | 105 | 104

Home

117

El Informativo, el Periódico de Nicolás Romero

EL INFORMATIVO
EL PERIODICO DE NICOLAS ROMERO
elinformativo@todito.com
Número 117, 19 de marzo del 2001.


En Nicolás Romero nunca pasa nada, hasta que pasa. Pero entonces tampoco pasa nada.


H. AYUNTAMENTO, NO MIENTO
En los últimos días, diversos lectores nos han comunicado un error más del H. Ayuntamento. El anuncio que se colocó en la pared de la tienda Gigante, en los Manantiales, dice: H. Ayuntamento de Nicolás Romero. Y nosotros que siempre creímos que debía decirse y escribirse Ayuntamiento hemos dudado de cuál es la palabra correcta.
¿Será posible que a la Dirección de Comunicación Social se le haya escapado una letra i? ¿O será que Ayuntamento es como debe decirse correctamente?
Pero no, el diccionario insiste en que esa palabra debe llevar una i. Luego entonces, el Ayuntamento se equivocó. O más bien se equivocó el Director de Comunicación Social, que es el encargado de ese tipo de anuncios.
Sinceramente no creemos que ese anuncio vaya a durar mucho tiempo. En cuanto descubran el error, lo más probable es que lo retiren. Así que debe apurarse si es que quiere verlo. O esperar a que salga el siguiente error.


DOS BASUREROS EN UNA COLONIA
Por lo menos dos predios baldíos se han convertido en basureros en la colonia Campestre Liberación, a pesar de que la recolección de la basura es un servicio gratuito, por el cual ni siquiera hay que dar propina. Hasta el momento, no hay autoridad que se hay interesado por mantener limpios dichos predios.
El primero se encuentra en la calle Nogales, donde termina la colonia, en el límite municipal con Atizapán. Tal vez la intención sea que el basurero señale el lugar donde termina Nicolás Romero. La basura y escombros se acumulan en ese predio que es una de las áreas verdes de Campestre Liberación.
El segundo tiradero está en la calle Jacarandas esquina Tabachines. Al igual que el anterior, acumula basura y escombros, al mismo tiempo que fomenta la fauna y flora nocivas, con todas las posibilidades de enfermedad que esto trae aparejado.
Si en verdad quieren un Nicolás Romero sin basura, allí tienen los encargados de limpia dos buenas opciones para empezar.
-José Galván Rivas


LOS GOBERNANTES NO SABEN LA DIRECCIÓN DE SU TRABAJO
Por lo general, uno conoce la dirección de su casa y de su trabajo. Pero no es así en todos los casos. Por ejemplo, la presidencia municipal no sabe cuál es su domicilio.
Según el artículo 3 del Nuevo Bando Municipal, el gobierno se ejerce por el H. Ayuntamiento, que tendrá su sede en la presidencia municipal, ubicada en la plaza cívica, en las calles de Juárez esquina Nicolás Romero, colonia Juárez Centro.
Calle Juárez esquina Nicolás Romero. Así lo dice el Bando municipal, el cual fue hecho por nuestros actuales gobernantes, revisado por su equipo de asesores y editado por el Secretario del Ayuntamiento.
Sin embargo, no existe esa dirección. Las calles de Juárez y Nicolás Romero, por más que uno le busque, no hacen esquina.
Que nuestros gobernantes no sepan la dirección del Palacio Municipal, que es el lugar donde trabajan, podría darnos risa, pero señores, no se rían que es cosa seria
Mejor ayudémoslos y busquemos, en el plano la forma de lograr que Juárez y Nicolás Romero sean esquina. O esperemos que corrijan el artículo 3 y, de una vez, que corrijan completo el Bando Municipal, porque buena falta le hace.
-José Galván Rivas.
pretextos@hotmail.com


18 DE MARZO, ANIVERSARIO LUCTUOSO
Todos sabemos que el 18 de marzo se celebra el día de la Expropiación Petrolera; pero muy pocos sabemos que también se conmemora el aniversario luctuoso del Coronel Nicolás Romero, Benemérito del Estado de México y es el nombre que lleva nuestro municipio.
El Coronel Nicolás Romero, fue fusilado en la Plaza de Mixcalco, en el Distrito Federal, el 18 de marzo de 1865; pero es natural que esta fecha no sea de todos conocida ya que Nicolás Romero no fue gobernador de algún estado y mucho menos presidente de la república, sin embargo si es el nombre del municipio, que queramos o no, es el lugar en que habitamos.
Nuestro municipio tiene grandes riquezas que lo hacen importante. Aunque no figuremos en el calendario cívico nacional, lo que nos hace grandes e importantes es nuestra actitud. Participemos activamente en la toma de decisiones de nuestra comunidad, conozcamos nuestras leyes, interesémonos por saber la historia de nuestro municipio.
Pero lo más importante es dar lo mejor de nosotros mismos, reconociendo lo bueno y tratando de ayudar a solucionar lo negativo, para que esta tierra donde están nuestros amores, sea maravillosa y sea un municipio mejor.
-Profra. María Isabel Ruíz Pérez
mabelruiz@hotmail.com


LA VERDAD ME QUITA EL SUEÑO
¿Dónde está la verdad?
Cuando alguien la dice, no la escuchas
y cuando quieres escucharla, nadie la dice.
Tú mismo dices la verdad
o te quedas callado,
y dices mejor mañana.
Cuál es la verdad:
la que vemos y escuchamos,
si fuera así, entonces los ciegos y los sordos
nunca la conocerían.
La verdad duele, la verdad se vende,
la verdad se calla, la verdad
¿se oculta?
La verdad hace perder la libertad,
amigos, trabajo y hasta la vida.
Cómo encontrar la verdad,
si uno mismo se engaña.
De pronto una voz:
Si eres cobarde y no la escuchas,
no la dices, no quieres verla,
no podrás encontrarla.

Donde encontrar la verdad,
si uno mismo se engaña.
-Alejandra Peña.
Coloresale@hotmail.com


DIEZ MINUTOS SIN ELLA
Con el ánimo por los suelos, puedo escribir los versos más tristes esta noche, pensó, pero una cosa es pensarlo y otra sentarse a escribir; no basta tener el ánimo por los suelos, escribir versos tristes es mucho más complicado que escribir tristes versos; y por si fuera poco, para escribir los versos más tristes esta noche, primero debe esperarse a que anochezca.
Por sexta ocasión en cinco minutos, miró el reloj. Once de la mañana, mi corazón la busca, y ella no está conmigo, como no lo estuvo ayer ni estará jamás, porque simplemente ella no volverá y él no la buscará: podrán equivocarse pero son incapaces de rectificar, tal es su forma de ser, aunque los dos lo nieguen. Once uno y como para acercarla mi mirada la busca, sus ojos que no se acostumbran a haberla perdido, recorren sin éxito los lugares que antes ella ocupaba, imposibilitados para buscarla donde ahora se encuentra; todo resulta diferente, él mismo se desconoce sin la imagen de ella a su lado. Once dos y todo lo que pudo hacer sido y no fue se agolpa en sus recuerdos, hasta sentirse encerrado y querer huir, pero eso no es posible, no hay forma de huir de los recuerdos, mientras éstos duran; la besé tantas veces bajo el cielo infinito y al final sólo queda dolor, añoranza, melancolía, ternura, odio tal vez. Once tres y ella, su voz, su cuerpo claro, sus ojos infinitos, y el aliento de ella y el aroma de ella y la ternura de ella y el odio de ella y el rencor de ella y la indiferencia de ella y el desprecio de ella y la ausencia de ella, todos juntos, caen sobre él como una dolorosa caricia. Es tan largo el olvido, se dijo descubriendo el hilo negro a las once cuatro. Pero si el olvido no llega, por algo ha de ser, pensar que no la tengo, sentir que la he perdido, y ella es la fuerza suficiente que impide la presencia del olvido, sin importar que sean las once cinco u once seis. Yo la quise, y a veces también ella me quiso, se convierte segundo a segundo en una idea recurrente, capaz de frenar el transcurrir del tiempo y aislarlo del mundo; lo invade la soledad, sin ella no importa nadie más, no importa nada más, no importa nunca más. El reloj le muestra las once siete o cualquier otra hora, imposible saberlo por más que tenga la vista fija en él, y el verso cae al alma como al pasto el rocío. ¿Once ocho? Todo es ella y su soledad más inmensa sin ella. Porque ella lo dejó con un amor infinito que ahora él no puede darle y que si no es a ella, no le importa, no puede, no quiere dárselo a nadie más. Cómo no haber amado sus grandes ojos fijos. Ese amor inconmensurable que lo agobia, que lo aplasta porque solo no puede con tanto peso, lo mantiene con el ánimo por los suelos. Puedo escribir los versos más tristes esta noche, piensa mientras encañona su sien con una pistola, a las once nueve. Aunque éste sea el último dolor que ella me causa.
-Tomado del libro Pretextos,
De José Galván Rivas.


NADIE PUEDE UTILIZAR EL NOMBRE DE NICOLAS ROMERO
Nicolás Romero es el nombre del municipio en que vivimos. El artículo 8 del nuevo Bando Municipal establece que Es uso exclusivo del H. Ayuntamiento, a través de sus autoridades y dependencias, el nombre, escudo y jeroglífico toponímico del municipio. Esto significa que solamente el Ayuntamiento, y nadie más, puede usar esos tres elementos que son en los que se basa la identidad del municipio.
Por si quedara alguna duda, el segundo párrafo del mismo artículo 8 confirma que Se prohibe a las organizaciones políticas, sociales o de cualquier otro tipo, el uso del nombre, escudo y jeroglífico toponímico o alguno que pueda confundirse o se asemeje al oficial del municipio.
Por consiguiente, el Ayuntamiento prohibe que se utilice el nombre del municipio, Nicolás Romero. Y de aquí debemos entender que las asociaciones políticas, sociales o de cualquier otro tipo que quieran llamarse, o que ya se llamen, Nicolás Romero, incurren en violación del Bando.
En nuestro municipio existen organizaciones políticas, sociales, deportivas, culturales, educativas, y de cualquier otro tipo que llevan el nombre de Nicolás Romero. Por ejemplo, está la Liga de Fútbol Nicolás Romero, la Escuela Secundaria Técnica Nicolás Romero, la Preparatoria Nicolás Romero, el Grupo Político Nicolás Romero... Una lista que sería largo enumerar.
Pero sucede, que no tienen derecho a llevar ese nombre, pues el Ayuntamiento ha declarado como propio el uso exclusivo y está prohibido que alguien más pueda utilizar el nombre de Nicolás Romero.
El Ayuntamiento de Nicolás Romero tiene dos posibilidades: Sancionar a todos los que no están cumpliendo con el artículo 8 del nuevo Bando Municipal, o cambiar dicho artículo. Si decide cambiar el artículo, de una vez esperamos que revise todo el Bando, por si acaso encuentra algún error.
-José Galván Rivas
pretextos@hotmail.com


CUENTO CHINO
Cierto hombre, que había comprado una vaca magnífica, soñó la misma noche que crecían alas sobre la espalda del animal, y que éste se marchaba volando.
Considerando esto un presagio de infortunio inminente, llevó la vaca al mercado nuevamente, y la vendió con gran pérdida.
Envolviendo en un paño la plata que recibió, la echó sobre su espalda, y a mitad del camino a su casa, vio a un halcón comiendo parte de una liebre. Acercándose al ave, descubrió que era bastante mansa, de manera que le ató una pata a una de las esquinas del paño en que estaba su dinero. El halcón aleteaba mucho, tratando de escapar, y tras un rato, al aflojarse momentáneamente la mano del hombre, voló con todo y el trapo y el dinero.
Fue el destino, dijo el hombre cada vez que contó la historia; ignorante de que, primero, no debe tenerse fe en los sueños; y segundo, de que la gente no debe recoger cosas que ve al lado del camino. Los cuadrúpedos generalmente no vuelan.


SEÑORES PASAJEROS, CON LO QUE GUSTEN COOPERAR
Señores Pasajeros: Disculpen las molestias que les vengo causando, pero prefiero pedirles una moneda en vez de robarle su bolsa o cartera. Lo que no acepto, de ninguna manera, es ponerme a trabajar.
El motivo por el que me veo obligado a solicitar su ayuda es que la desgracia cayó sobre mi familia, pero estoy seguro que con una ayudita puedo salir adelante.
Mi madrecita está gravemente enferma. Los doctores no han podido curarla, pero su enfermedad nos obligó a vender la casa y las pocas pertenencias que teníamos; el negocio al que le entramos no resultó y perdimos todo el dinero. Ella necesita ser operada urgentemente y no tenemos un centavo.
Mi papá está en la cárcel por robar una medicina que le hacía falta a mamá y porque de paso se llevó todo lo que había en caja. Los abogados quieren el dinero para sacarlo, pero ya nos lo gastamos..
Mi hermanita menor murió por desnutrición al no contar con su madre para que la cuidara y alimentara y la mera verdad, yo no me iba a andar preocupando de la escuincla.
Mi otro hermano se fue de mojado en busca de dinero para ayudarnos, pero no hemos vuelto a saber nada de él.
Yo, con tantas preocupaciones, perdí el trabajo y por cuidar de mi santa madrecita no puedo conseguir otro.
Es por eso que vengo a pedirles su apoyo. Con una monedita que me regalen es suficiente. Y si no traen por lo menos obséquienme una sonrisa para darme fuerzas y seguir adelante.
Yo no vengo a robarles, sólo quiero pedirles lo que sea su voluntad. Es penoso para mí, pero la vida me ha obligado a acudir a ustedes.
Gracias por su atención y que Diosito y la Virgencita de Guadalupe les paguen su bondá. Por su atención muchas gracias, pero acuérdense que si no junto lo suficiente, entonces sí voy a tener que ponerme a robar. Por ai, con lo que gusten cooperar...


SOLO VERACRUZ ERA BELLO
Mientras con su vieja y casi desarmada pala recoge el último montón de basura junto al monumento a Benito Juárez, un anciano barrendero recuerda aquellos tiempos, cuando los escasos habitantes de San Pedro compraban casi todo lo que les hacía falta en el abandonado edificio que tiene frente a sus ojos en esa helada noche de domingo.
Ya nada es igual. Donde hasta hace 30 años estuvo una de las tiendas más grandes, surtidas y lujosas del centro del municipio, ahora no hay más que descarapelados restos de pintura en los que alguna vez se leyó El Puerto de Veracruz. Ahí se vendía casi de todo, desde abarrotes, huevo, leche fresca, pan, maíz, frijol y frutas, hasta finos casimires y otras prendas de tela hechas en la fábrica textil de San Ildefonso.
Los delicados aplanados de sus muros se han despegado y ya se asoman los pesados bloques de tepetate. Ha desaparecido el impecable tapiz guinda con blanco que forraba el techo y sólo el poste telefónico de la esquina impide que caiga la primera de las podridas vigas que continúan allá arriba, quién sabe cómo.
El pulido piso de piedras rojizas ya se cuarteó y aunque lo remacharon, tiene más hoyos que un campo de golf. De las cuatro altas columnas de piedra tallada donde antes se amarraban los animales, ahora cuelga propaganda política en tiempos electorales.
Pero eso sí, el comercio de calidad no ha desaparecido. Ahí están los exclusivos locales portátiles de tacos y hamburguesas con vista panorámica al paradero de microbuses. El ameno puesto de cassettes y CD's (que dicen que no son piratas, pero no pasan de 10 y 20 pesos). Y debajo de lo que queda de los antiguos portales para fomentar el turismo, la única panadería al aire libre de toda la región, con hule transparente protegiendo todo el día sus conchotas y cuernotes del polvo de la súper transitada calle Juárez...
¡Súbale a Tepo, a Tepo!, grita un niño anunciando que está por salir el último microbús a San Francisco Tepojaco. Pero la memoria del barrendero está más fresca que la noche y sigue recordando. No lo puede creer, nuestro Puerto de Veracruz se está cayendo en pedazos ante la mirada de casi todo Nicolás Romero y nadie mueve un dedo para evitarlo.
-Fernando Ugalde Pérez
ugapefe@hotmail.com


GONZALO Y LA PRIMAVERA
El 21 de marzo se celebra el inicio de esta estación, en la cual los árboles florecen para dar fruto más adelante.
Dar fruto es obtener resultados y esto es maravilloso, ¿Quién no siembra un árbol frutal para saborear algún día su delicioso manjar? Así sucedió con un hombre admirable: Gonzalo Esquivel Hernández, quien durante toda su vida dio lo mejor de sí para la sociedad. Don Gonzalito fue un inquieto sembrador en la primavera de su vida y junto con un grupo de jóvenes intentó hacer de su municipio un lugar donde siempre hubiera primavera, esperando que algún día llegaran a recoger los frutos, logró con su ejemplo que muchos otros hombres y mujeres soñaran con él y lucharan por hacerlos realidad.
Creyó firmemente en la primavera y en 1997 vio como esa creencia se hacia realidad, por fin comenzaba a ver los frutos de su trabajo. En el crepúsculo de su vida, pudo cosechar sus sueños, se convirtió en el cuarto Regidor, en el actual Ayuntamiento; su deseo de que en Nicolás Romero, hubiera una mejor forma de vida, se convirtió en realidad.
Hoy, con su partida, deja un gran hueco y también un claro testimonio de lucha y esperanza, en que los sueños pueden ser realidad y que después de la siembra de primavera, habrá un verano fructífero, y una cosecha digna de recordarse.
Descanse en paz el amigo, el hermano, el incansable Gonzalo Esquivel Hernández.
-Profra. María Isabel Ruíz Pérez
mabelruiz@hotmail.com


LA CULTURA AL ALCANCE DE TODOS
El 21 de marzo, fecha señalada como el inicio de la primavera, se realizan infinidad de festivales. Encontramos toda clase de actividades culturales y homenajes, pero el que no deben perderse este miércoles 21, es el que organiza la Casa de Cultura Nicolás Romero, en las Canchas de la Colmena, el Festival del Quinto Sol.
Se contará con la participación de diversos grupos, que nos ofrecerán un interesante programa de danzas prehispánicas. La cita, no lo olviden, es el miércoles 21 de marzo, en las canchas de La Colmena, a partir de las cinco de la tarde. Asistan y sobre todo, vayan acompañados de la familia. La entrada es libre.

Nicolás Romero es un municipio rico en artistas. Entre las múltiples disciplinas, cabe destacar a la pintura, y uno de los pintores que por años a tenido una labor continua y ascendente, es Jesús Quintana, quien con sus obras ha llevado la representación del municipio por multitud de lugares. Asímismo, Jesús Quintana ha sido factor importante en la difusión y enseñanza de la pintura, pues ha impartido sus conocimientos y técnica tanto en Nicolás Romero como en otros municipios.
Jesús Quintana cumple 15 años de labor artística, y por tal motivo, el viernes 23 de marzo inaugurará la exposición La Fuerza de los Sueños, con una interesante colección de obras realizadas de 1995 a la fecha. Además de la exposición, Jesús Quintana y un grupo de amigos presentarán un performance con el mismo título.
La invitación es para el viernes 23, en el Teatro Centenario, en pleno centro de Nicolás Romero, a las siete de la noche. De una vez marque el día y hora en su agenda y acompañe a Jesús Quintana en la celebración de sus 15 años de actividad artística.

Muy cercano a nuestro municipio, se encuentra el Museo Adolfo López Mateos, en el centro de Atizapán. Probablemente se trata del lugar con mayor número de actividades culturales en esta zona. Lo mismo encontramos exposiciones pictóricas, música, danza o conferencias, que un taller de náhuatl o la presentación de un libro.
El Museo Adolfo López Mateos es un lugar que no debemos dejar de conocer. El miércoles 21, a la una de la tarde, presentará danza prhispánica; el jueves 22, a las cinco de la tarde, ofrecerá música de cámara; el viernes 23 realizarán un Café Literario; el domingo 25 tendrán música, canto y danza en el kiosco, frente al museo, a partir de las doce del día; el viernes 30 presentan el libro Diálogos con Libia, a las seis de la tarde.
Entre las actividades del Museo López Mateos, constantemente se presentan artistas de Nicolás Romero. En esta ocasión, será el concertista Juan Carlos Murillo, de la Escuela Nacional de Música de la UNAM, quien ofrecerá un programa de guitarra clásica. Si gustan asistir, la cita es el sábado 31 de marzo, alas 12:30 horas, en el Museo Adolfo López Mateos, en el centro de Atizapán.

En la Plaza Cívica de Nicolás Romero podremos disfrutar de la Guelaguetza, en la temporada de Oaxaca en nuestro municipio. La cita es el 25 de marzo, en la Plaza Cívica. Y tampoco se pierdan la muestra gastronómica y artesanal que allí se realiza.


CORONEL NICOLAS ROMERO:
18 DE MARZO, FUSILA AL HEROE.
El coronel Nicolás Romero nació el 6 de diciembre de 1827 en Nopala, población que en aquella época pertenecía al Estado de México y que posteriormente pasaría a formar parte del Estado de Hidalgo. Participó en las guerras de Reforma y de intervención francesa. Murió fusilado el 18 de marzo de 1865.
El General y escritor Vicente Riva Palacio, en su novela Calvario y Tabor,, narra de la siguiente forma la muerte del guerrillero:
Se oyó un rumor en la multitud; el movimiento uniforme y simultáneo de las armas de los franceses produjo con la naciente luz del sol, un relámpago siniestro que cruzó por encima del agrupado pueblo; y Nicolás Romero, sereno y animoso, casi indiferente, penetró en el cuadro en unión de otros dos oficiales que iba a sufrir su misma suerte.
Infinitas precauciones había tomado la plaza para llevar a efecto la sentencia: la popularidad de Romero y la notoria injusticia del procedimiento hacían temer una sublevación popular. Se había adelantado la hora: la guarnición estaba sobre las armas, la artillería lista, las patrullas y la gendarmería en movimiento y, sobre todo, la policía secreta, esa víbora que brota como la yerba venenosa de los pantanos, del seno de los gobiernos impopulares, en una actividad espantosa.
Romero fumaba desdeñosamente un puro. Los dos oficiales que le acompañaban y que también debían morir eran: un subteniente que había sido el mariscal de un escuadrón de la brigada de Romero, y el comandante Higinio Alvarez, jefe de los exploradores de la misma brigada. Romero iba envuelto en la misma capa que usaba en campaña, y Alvarez en un sarape tricolor que imitaba la bandera de la República.
¿Para qué referir la ejecución? Los tres murieron con tanta sangre fría y con tan orgulloso desdén como si no fueran a morir.
El sargento francés dio a Romero el golpe de gracia; y sin embargo, como si aquella alma gigante hubiera podido desprenderse del cuerpo, al conducir el cadáver de Romero a su última morada, hizo un movimiento tan fuerte, que rompió el miserable ataúd en que le conducían sus verdugos.
El pueblo se dispersó sombrío y cabizbajo.


ESCONDEN LA CABEZA
Hay muchas formas de intentar resolver los problemas. Una de las más conocidas es la del avestruz: cuando viene un problema, esconde la cabeza.
El miércoles 7 de marzo, poco antes de las seis de la tarde, los trabajadores, funcionarios y público en general que nos encontrábamos en el Palacio Municipal de Nicolás Romero, fuimos desalojados del mismo. ¿El motivo? Reportaron que de la colonia San Juan Tlihuaca habían salido tres microbuses y que se dirigían a la presidencia para manifestarse.
Apenas una semana atrás, el primero de marzo, hubo una manifestación de esa gente e intentaron tomar las oficinas del Ayuntamiento.
Ante la perspectiva de que en esta ocasión lo volvieran a intentar, la única solución que se les ocurrió a los funcionarios fue desalojar la presidencia, cerrar la puerta, colocar en la entrada a un numeroso contingente de policías y llevar a la Plaza Cívica el mayor número de patrullas.
Los minutos pasaron sin que llegara el grupo de manifestantes. Un poco más tranquilos, sin el susto de haber tenido que salir huyendo del mismísimo Palacio Municipal, los funcionarios recabaron nuevos informes y se enteraron de lo que verdaderamente estaba ocurriendo.
Resulta que en San Juan Tlihuca efectivamente hubo una reunión y que salieron varios vehículos de esa comunidad, llevando a un considerable número de vecinos...
Pero no iban al Palacio Municipal de Nicolás Romero. Se dirigían a Azcapotzalco, donde tenían algunos asuntos que tratar.
Y los funcionarios de Nicolás Romero sólo hicieron el ridículo al desalojar la Presidencia y cerrarla, sacando de allí a unos cuantos ciudadanos que estábamos presentes.
La forma más sencilla de resolver los problemas es enfrentándolos, pero hay muchos que prefieren el sistema del avestruz y creen que con esconder la cabeza es suficiente, aunque estén a la vista de todo mundo.
Por cierto, algunos trabajadores se muestran felices por la medida tomada ese miércoles. Si al creer que habría una manifestación en Palacio Municipal nuestros funcionarios tuvieron la tarde libre, cuando haya un plantón de dos semanas, seguramente les darán vacaciones... Aunque usted no lo crea.
-José Galván Rivas
pretextos@hotmail.com

El Informativo, el Periódico de Nicolás Romero